....

14/11/16

De huellas......


Sólo pensar en huellas, acerca la imaginación a la arena. Una orilla de cualquier mar en la que alguien se hace presencia a través de sus pasos, siempre lo he pensado y hay que tratar de dejar huella en la vida de cada persona que nos encontremos en nuestro camino. Ya sea por un largo o corto tiempo todo el mundo llega a ti con un propósito y recorrerá algún camino contigo.

Hoy aún estamos a tiempo de dejar huellas importantes, decentes, solidarias y comprensivas, busca, entonces, el dar lo mejor de ti para que cuando no estés te recuerden con amor y con una sonrisa en el rostro. Amar no es ocupar el lugar de nadie sino crear un lugar que nadie pueda ocupar, la Tierra es enorme. No sólo hay que dejar huellas en nuestro cuarto de estar.


Mañana, puede ser tarde.


5 comentarios:

  1. Hola Preciosa, hay un dicho que dice. "Que en la vida hay que ir dejando huellas, no cicatrices" Pero lo realmente es el aprendizajes los que va dejando nuestra huella sea cuál sea el método de enseñanza. Hay personas, situaciones y lugares que dejan una huella imborrable en nuestra esencia, que nos brindan la oportunidad de guiar nuestro presente sanando nuestro pasado y nuestro futuro. Este debe ser siempre nuestro objetivo, dejar huella y ayudar a sanar aquellos dolores inevitables. Este seria nuestro mejor salvavidas, pues será lo que llene de maravilloso significado todo aquello que nos rodea.
    Un grande abrazo.


    ResponderEliminar
  2. Es un texto que nos invita a dar mucho más de nosotros, lo cual nos proporcionará un bien espiritual. Todos debemos aprender a ser así.

    Un abrazo Patty.

    ResponderEliminar
  3. Hola Patty.
    A veces es tan sencillo dejar tu pequeña huella, que solo unas palabras, una caricia, un guiño puede hacer sentir bien a alguien y no cuesta absolutamente nada.

    Al contrario, cuando generamos bienestar y apoyo en los demás, nosotros también nos sentimos bien.

    Como dices, hay que tratar de dejar tu huella en el camino de los encuentros personales, gran reflexión y bonita metáfora entre las pisadas de la playa y las huellas personales, te felicito.

    Un abrazo y gracias Patty.

    ResponderEliminar
  4. Siempre dejamos algún tipo de marca, aunque sea la de la indiferencia, siempre debemos evitar ser quien perfile cicatrices.

    Un abrazo enorme

    ResponderEliminar
  5. Las huellas que dejan aquellos que hemos querido, nos ayudan a seguir viviendo y nos sirven de ejemplo para imitarlos.
    Yo también intento que mis huellas no se borren con el tiempo.
    Cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar

Mil gracias por tu visita a este faro, que la única meta que tiene es un poco diversión y compañía :D