4/6/10

La gratitud...


“No tendrás lo que pides, ni podrás tener nada de lo que quieres. Y ello por que tu propia petición es una afirmación de tu carencia, y el decir que quieres una cosa únicamente sirve para producir esa experiencia concreta -la carencia- en tu realidad.

Por lo tanto, la oración correcta no es nunca de súplica, sino de gratitud.

Cuando das gracias por adelantado por aquello que has decidido experimentar en tu realidad, estás efectivamente reconociendo que eso está ahí . . .en efecto.

La gratitud es, pues, la más poderosa afirmación.

Así pues, no supliques nunca. Antes bien, agradece.”

1 comentario:

Agradezco de todo corazón tu visita y sobre todo tus comentarios, besos :*