....

10/2/19

Cuando las cosas se ponen difíciles...




¿No les pasa a ustedes que las cosas muchas veces no suceden como quisiéramos? Pues bien, he tenido unos días malos, me robaron el móvil, mi pc murió, malos ratos en mi trabajo  y claro todo pudo pasar en 10 días, despotrique mil veces, desee mal a las personas, hice mil maldiciones ni siquiera pensé en que solo son cosas materiales y la verdad sea dicha me la agarre con todo el mundo cosa que jamás debí dejar que pasara, mi mal humor se sobrepuso y me convertí en 10 días en la persona que no soy.

Quizás el corazón sienta frío, pero haré el intento de alimentarlo con amor y buenas razones que me hagan sonreír. Sé que no he sido la mejor persona del mundo en estos días, ni la mejor amiga, ni la mejor pareja… lo sé. Pero en estos días me hago la promesa de intentar ser mejor, cumplir un poco las expectativas que tengo de mí misma, y de ser ese ser esa persona especial que todos necesitan y confían ver en mí y sobre todo que conocen. La vida ha sido difícil, pero quiero compartir la alegría que tenga, sea cuanta sea. Hay episodios de la vida que aún no he podido superar, sin embargo, las personas que giran a mi alrededor no tienen culpa alguna de mis malos momentos ni de las malas acciones que cometí. Sé que seguramente no soy ejemplo de una persona perfecta, pero al menos puedo decir que poco a poco he ido aprendiendo, estos días me han hecho sentir muy miserable y he reflexionado mucho. Haré el intento de ser mejor, y de lograr muchas cosas que por tiempo he tenido en mente… quiero proponérmelo, aunque nunca me he comprometido a ello. Porque dentro de mí siempre sigo siendo yo: la que sufre y llora, y la que pese a todo, a ratos sonríe a la vida. Haré el intento de mejorar, me lo propongo, por amor a mí misma lo haré. Quiero sentirme feliz conmigo misma.

Gracias madre por tus palabras y hacerme ver que no he sido la persona que soy y ahora que ya respiro amor y paz dejare que mis labios formen una sonrisa, No es fácil, lo sé, pero he estado cargando mucho en estos días…. Pero haré el intento, procuraré ser y hacer feliz a quienes están cerca de mí.  

Gracias faro y gracias a ustedes que me visitan con cariño.


8 comentarios:

  1. Hola preciosa, a veces la cosas no salen como uno quiere, pero si tenemos en cuenta que la vida en sí es un continuo cambio. Cuando nos resistimos al cambio llega el sufrimiento. Tanto los momentos buenos como los momentos malos que experimentamos son importantes, son lecciones de vida que nos van ayudar a madurar, a crecer y a ser mejores personas. Claro está, siempre que sepamos sacarle el partido debido. La vida no es nuestra enemiga, siempre es nuestra amiga. Aunque las lecciones que nos ofrece para aprender siempre tengan una parte muy amarga. Patty, respira y déjalo ir, en cualquier situación que te este agobiando, y luego confía.
    Besitos.


    ResponderEliminar
  2. Hola Patty, escribir y exteriorizar con ello nuestros malos momentos es de gran ayuda para sanar aquellas acciones en las que no estuvimos acertados. Pero si errar es de humanos, de sabios es rectificar.
    Seguro que lo próximo en venir será mejor y puedas seguir siendo tan valiosa y cálida como siempre.
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Las malas rachas nos pasan a todos pero tienen la parte buena que luego apreciamos más las rachas buenas. Todas las tormentas terminan saliendo el sol.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Siempre hay temporadas malas pero, poco a poco , todo se va superando. No hay que desanimarse.
    Y todos podemos equivocarnos .
    Mucha suerte y un beso.

    ResponderEliminar
  5. Todo pasa!
    Ánimo, pues siempre que llueve...escampa!
    Un abrazo y feliz semana.
    Ramón

    ResponderEliminar
  6. Mucho ánimo Patty. La vida nos recuerda a veces que somos dos. El yo de apariencia física y el yo interior. Con los dos debemos convivir y conocerlos. Sé que no es agradable lo que te ha pasado, pero no dejes que la mente te lleve por donde ella quiere. Plántale cara y descubrirás lo importante que eres tú para tí misma. Vive cada momento y no te estanques en el pasado porque te puede atrapar y asfixiarte. No lo permitas. Vive cada instante y rodéate de gente que merezca la pena y que no te roben energías. Piensa en todo lo bueno que tienes.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Siempre hay malas rachas,pero pasan eso seguro,cariños.

    ResponderEliminar
  8. Uno siempre es como reacciona, en todas las situaciones. Somos múltiples en nuestra personalidad, algo así como Abraxas, el dios mitad mal mitad bien.
    Sacarlo afuera como en tu escrito es una buena manera de verlo a cierta distancia para analizarlo. Solo comento sin juzgar, nadie tiene ese derecho.
    Te dejo un saludo desde la distancia.

    ResponderEliminar

Agradezco de todo corazón tu visita y sobre todo tus comentarios, besos :*